CON RESPETO..., PERDONE. EL NIÑO MUDO Y SU FILLOLA

Fecha 9/10/2016 13:51:25 | Tema: Guillermo Paniagua

MI MADRE, SIENDO YO JOVENCITO, ME DECÍA MUCHAS VECES, CUANDO YO CALLABA ANTE SUS PREGUNTAS O APENAS ME COMUNICABA EN CASA, LOS DÍAS QUE ME DABA POR HACERLO: ¿ESTÁS HACIENDO LA NOVENA AL NIÑO MUDO? Y YO SEGUÍA CALLADO. ESTA FRASE DE MI MADRE ME VIENE AHORA A LA MEMORIA EN RELACIÓN CON NUESTRO ACTUAL PRESIDENTE DEL GOBIERNO EN FUNCIONES, EL SEÑOR RAJOY
Rajoy, últimamente, ha perdido aquella sonrisa dicharachera, dichosa, triunfalista y optimista. Ahora, aquella sonrisa, con la que ofrecía seguridad para un posible gobierno, se ha convertido en lo opuesto: sonrisa pesimista, resignada, silenciosa y, sobre todo, callada. Rajoy parece que no gobierna, que ha enmudecido, que le da miedo hablar, y que aquella seguridad que antes ofrecía se ha convertido en falibilidad. Y es que ahora, le llueven bofetadas por todos los sitios. La corrupción política que aparece en su partido le oprime, y él calla. El hachazo judicial sobre su fillola, la senyora Rita Barberá, le ha destrozado, le ha dejado k.o. Y él calla. Enmudece. Rajoy ha desaparecido y huye de este mundo. No sabe ni quiere coger al toro por los cuernos. Huye de la realidad. No sabe enfrentarse al problema que tiene su partido: la corrupción. Ahora, empeorada la situación por la acusación de su fillola, la senyora Barberá, el señor Rajoy sigue mudo. Ignora a sus barones, quienes le aconsejan que rompa relaciones políticas con ella.
La senyora Barberá, de la que se venía oyendo muchos dimes y diretes en relación con una posible corruptela, es acosada judicialmente por ello. Ella, sin vergüenza alguna, se acoge a aquello donde algunos políticos se amparan, cuando son acusados de fraude, blanqueo de dinero, etc.: blindaje de su persona con el pellejo del aforamiento. Y aquí tenemos a la senyora Barberá, acusada, expulsada del PP y aferrada como una lapa al sillón blindado del senado, la cual, para mí, como para otras personas, nos hace recordar aquella famosa frase sobre la mujer del César. En versión actual: no solo deber ser decente, sino parecerlo.
A Rita Barberá, acusada por un supuesto delito de blanqueo de dinero, le cuesta trabajo quitarse la costra que se ha echado. Ahora, tiene mucha dificultad su expartido de acusar a la oposición de fraude, cuando soportan este lastre. Y ante este lastre, Rajoy ha callado. Hace unos días, fuera de España, ha hablado, lacónicamente, sobre el caso de su fillola: "Barberá ha abandonado el PP. Le pedimos en su día que renunciara a la militancia y lo ha hecho y el presidente ya no tiene ninguna autoridad para con ella". Puede ser que así sea, pero penosa y lamentable disculpa. Mientras tanto, ella ocupará un sillón en el senado. Aunque el presidente en funciones no quiera, Barberá será mirada por la oposición y por muchos ciudadanos como una exmilitante del PP, acusada por corrupción. Y esto se hará sentir mucho, mientras que el señor Rajoy no tome otra postura política.
La verdad es que si la senyora Rita Barberá se acoge al acta de senadores para ni perder su privilegio ni preferencia de aforamiento, poco o ningún beneficio le va a proporcionar a su expartido, al que, como muchas veces ha dicho, tanto quiere y adora.
Esa tozudez por el aforamiento parece querer demostrar que tiene miedo a enfrentarse a la Justicia y... a la pérdida de unos 8.000 Euros mensuales como sueldo por pertenecer y sentarse en un sillón del senado, en los que van incluidos 2.813 € de su sueldo base; 1.822 € por no vivir en Madrid; 1.046 € por ser portavoz del grupo mixto y 2.300 € de subvención. Total, como más arriba he escrito, unos 8.000 €. Además, para más inri, aparte del escaño que le corresponde, se le asignará despacho y una portavocía del grupo mixto en una de las comisiones de trabajo de la Cámara Alta, de acuerdo con las normas que se han creado los partidos políticos para poder disfrutar más de privilegios y prebendas. ¿Cómo va a querer perder el sillón?
¿Qué hará el PP si el PSOE u otros grupos políticos solicitan a la Cámara Alta la suspensión cautelar de Rita Barberá?
Comprendo que Barberá tenga el derecho a defenderse, pero echando oscurantismo al caso, poca defensa puede hacer. Si nada hay, si nada ha hecho, que dé la cara y se defienda y no se esconda tras el blindaje del aforamiento.
El señor Rajoy y su partido están perdiendo la oportunidad de querer estar por debajo de los ERE de Andalucía.
¿El niño mudo, ya grandecito, hablará con claridad alguna vez? ¿Su filolla se marchará? ¿Cuántos capítulos le quedan aún a esta novela de terror?

Don Benito, 22 de septiembre de 2016



Documento disponible en SEMANARIO VEGAS ALTAS Y LA SERENA
http://www.semanariovegasaltas.es

La dirección de este documento es:
http://www.semanariovegasaltas.es/modules/news/article.php?storyid=623