Menú

Buscar

Blas Curado Fuentes : ESPACIO NATURALEZA, DE PARQUES Y PLAZAS MUNICIPALES, DE MALAS Y BUENAS IDEAS
el 11/8/2021 18:09:08 (34 Lecturas)

DE TODOS ES CONOCIDO, EN ESTOS CALUROSOS DÍAS, QUE LA EMBLEMÁTICA PLAZA DE ESPAÑA DE DON BENITO Y LA MÁS MODERNA PLAZA DE SAN MARCOS VAN A SER REFORMADAS O REMODELADAS EN UN FUTURO INMINENTE, PARA EL GOCE Y DISFRUTE DE LOS CIUDADANOS. ESA ES LA IDEA... IDEAS HAY PARA TODOS LOS GUSTOS, DE ESO NO HAY DUDA. PERO, COMO ES MI CASO, A MÍ ME GUSTAN AQUELLAS QUE TIENEN EN CUENTA ASPECTOS MEDIOAMBIENTALES Y DE SOSTENIBILIDAD, EXISTIENDO EN ESTOS LUGARES Y PROYECTOS, UN SINFÍN DE POSIBILIDADES, QUE A VECES SE TIENEN EN CUENTA Y OTRAS, DESGRACIADAMENTE, NO


No trato de criticar de forma destructiva ni de señalar a nadie, cada uno es libre de opinar y tener sus propias ideas y puntos de vista. En mi caso, y dado que me dedico a temas medioambientales principalmente a nivel profesional, siempre me voy a fijar y a poner el dedo en estos temas.
Parques y plazas municipales son lugares muy importantes para el desarrollo de un núcleo poblacional. En ocasiones vertebran el desarrollo urbanístico y funcionan como centro neurálgico social y económico de las urbes. Desde ya hace tiempo la variable medioambiental se ha incorporado en el proceso de diseño, reformas y mejoras de estos lugares públicos, como una herramienta altamente valorada por el ciudadano, que el político “de turno” debería considerar si quiere asegurarse el voto y la buena fama.
La implantación de energías renovables, materiales ecológicos en la construcción, uso eficiente de la luz y el agua, minimización de contaminación lumínica, recirculación del agua de fuentes, luminarias de bajo consumo, puntos de recogida de basura integrados, minimización de impacto visual de sus elementos, integración en el entorno, etc., son algunos de los ítems que se tienen en cuenta para dotar al proyecto de mayores niveles de sostenibilidad o lo que ahora llaman “ser ecofriendly”.
Sin embargo, se está dejando de lado y en ocasiones infravalorando el valor que los parques y plazas tenían de forma tradicional gracias a su arbolado. Las plazas y parques municipales siempre han tenido arboleda con el objeto fundamental de dotar de sombra al lugar y hacerlo humanamente visitable, reduciendo la temperatura ambiental casi hasta 10 grados y creándose un microclima de forma natural, muy agradecido por el viandante, y más con el escenario de olas de calor extremo y cambio climático inevitable que nos acecha a la vuelta de la esquina.
En las últimas décadas se está fomentando la creación de parques y plazas despobladas de árboles de sombra, con un ajardinamiento más tendente a arbustos y especies resistentes a la falta de agua y que en muchas ocasiones no consiguen crear ese ambiente más fresco en estas zonas verdes, quedando relegadas a zonas bonitas a nivel de jardinería pero poco útiles para su uso y disfrute, donde abundan en una especie de solar ajardinado los columpios de nueva generación (cero hierros, mucho plástico), y los artilugios para la gimnasia y el deporte (que al final se estropean y nadie usa), pero donde no hay quien pare unos minutos en verano o pueda descansar bajo la sombra de ejemplares de árboles de frondosas.
Ejemplos claros de lo anterior son las remodelaciones previstas para la Plaza de España de Don Benito, con la que la mayor parte de su actual arbolado pasará a mejor vida, reduciendo la cobertura actual de sombras naturales que producen sus magníficos ejemplares, que serán tristemente sacrificados por voluntad y gustos de algunos. Podrán crear espacios de sombra con otros elementos artificiales (toldos, sombrillas, etc.) pero nunca será lo mismo que la sombra de un árbol adulto de hoja ancha, pues éstos actúan además como filtros de la luz solar y proporcionan frescor al aire de forma natural gracias a la fotosíntesis, cosa que me temo no podrá ser con el proyecto previsto. Además, cualquier árbol adulto captura más CO2 del ambiente que un árbol joven. Por mucho que quieran poner X arbolitos por cada ejemplar adulto derribado, la compensación ni mucho menos será suficiente. El daño estará hecho. Enhorabuena a los gestores y a los que toman este tipo de decisiones y “malas” ideas.
Pero no todo son errores en esta vida. Hay casos que me parecen más acertados, solidarios, sostenibles y de agradecer, que muestran la “ecosensibilidad” o simplemente el sentido común de sus gestores y gobernantes. Es el caso del vecino y gran pueblo de Medellín, en él el picudo rojo ha hecho mucho daño y ha acabado con la mayoría de las palmeras canarias de sus paseos, plazas y parques.
Sin embargo, de la necesidad y la tragedia surge una gran idea, que ya podrían haber copiado algunos cuando talas árboles sin ton ni son... Han tenido que cortar las palmeras afectadas y han dejado su parte inferior del tronco sin eliminar, reduciendo el coste de dicho arranque, y sobre ellas a modo de bustos, han tallado en la madera figuras y alegorías romanas y/o medievales representativas de la localidad, como es el caso de las palmeras del cuartel de la Guardia Civil o casa de la Cultura. Por otro lado, en algunas plazoletas, como la de las fotos que acompañan este artículo, han tallado empleando los troncos cortados como recipientes a modo de floreros o estandartes sobre los que han plantado bellas flores, plantas y arbustos de jardinería, sin tener así que recurrir a comprar y gastar en maceteros, como esos horribles y grandotes maceteros (a lo Botero) de colores que de repente aparecen en algunas calles de otras ciudades...
Espero que se tome ejemplo y se copien las buenas ideas, en detrimento de las malas.

Los usuarios son responsables de sus propios comentarios.

PUBLICIDAD

Documento sin título

Para más información

Ver la edición impresa (en todos los puntos de venta de prensa y en estancos, gasolineras, kioscos y librerías)